martes, 26 de octubre de 2010

Presentación "Palabras efímeras"

LA VOZ DE ALMERÍA. 26 de octubre de 2010
José Luis Martínez Clares lleva sus ‘Palabras efímeras’ a Diputación.
El salón de plenos del Palacio provincial acogió el pasado jueves la presentación del primer poemario del autor, un recorrido por el amor, el cine y el mundo de la noche.
EVARISTO MARTÍNEZ. REDACCIÓN.
Entre las 120 páginas de ‘Palabras efímeras’ (Instituto de Estudios Almerienses, 2010) asoman los trenes, José Tomás, la señorita Kubelik de ‘El apartamento’, la selva nocturna de los bares de copas, el Cortijo del Fraile y, por supuesto, el amor, chispa que enciende cualquier obra poética. “Es un universo muy variado. Estamos rodeados de estímulos, vivimos en un mundo muy globalizado con personajes del cine, de las letras, de los toros, que son un icono y nos impulsan a que sigamos escribiendo”, afirma José Luis Martínez Clares (Gor, Granada, 1972), días después de presentar, el jueves, su primer poemario en la Diputación provincial.
Residente en Roquetas de Mar desde 2002, donde ejerce como maestro, Martínez Clares estuvo muy bien arropado en la puesta de largo de ‘Palabras efímeras’ por la escritora Pilar Quisora-Cheyrouze (“estuvo estupenda como siempre, tiene muchas tablas y una sensibilidad especial”) y por el grupo musical Café con Leche (“se están ganando un sitio y le han puesto música a dos de mis poemas, por lo que les estoy muy agradecido”).
‘Palabras efímeras’ es, además de la primera publicación de su autor, su primer poemario. “Llevo un tiempo escribiendo poesía, desde hace un par de años. A través de la lectura de diversos autores, de su forma de interpretar la literatura, de su manera de acercarse a las preguntas de la existencia, he descubierto que tengo una vena poética más acentuada de lo que pensaba”, explica. La obra, además de un prólogo y un epílogo, se divide en cinco bloques en los que aparecen tres temáticas bien definidas: “Una está dedicada al amor, que lo puebla todo, otra al cine y otra a la noche y a las circunstancias que la rodean”. Tu pasión, como estos versos inconfesables,/ no tiene métrica, comienza ‘Los callejones de la pasión’. “Hablo del amor y del desamor, no como algo vacuo sino como algo tangible”. En los espejos rotos de la memoria / van muriendo todas las variantes de la inocencia, reza ‘El espejo de la señorita Kubelik’, inspirado en el inolvidable personaje encarnado por Shirley MacLaine en ‘El apartamento’ de Billy Wilder. “Los clásicos del cine son una inspiración, los guiones son otra forma de expresión literaria”. Muchas veces tragué la laguna de la noche / en el brebaje de la tarde siguiente, escribe en ‘Viernes de Babel’. “Hay grandes temas surgidos en la noche, con circunstancias tremendas, que pierden trascendencia cuando la noche va pasando y los ves desde otra perspectiva”. José Luis Martínez Clares practica, dice, la poesía de la experiencia. “Parto de mis propias vivencias para plantear interrogaciones que se corresponden con las incógnitas que siempre ha generado el hombre”. Preguntas que no siempre vienen acompañadas de respuestas. “El lector puede hacer suyo el poema, adaptarlo a sus circunstancias. Yo lo dejo abierto a la interpretación del lector”. ‘Palabras efímeras’ habla además de la memoria y la desmemoria (“el recuerdo es importante pero poco fiable”) y de la tierra (“en ‘Cortijo del Fraile’ hago referencia a mi pasión por ella, como escenario concreto, como experiencia propia que vamos viviendo”), siempre con una apuesta muy personal en el uso del lenguaje. “Las palabras dicen mucho más del significado que refleja el diccionario. No empleo un lenguaje barroco pero hay que tener en cuenta que la creación surge de la singularidad y ésta, por definición, es elitista”.
Pie de foto: José Luis Martínez Clares en la presentación del poemario. / J. GUERRERO LINARES

Artículos relacionados: El libro: Palabras efímeras Artículo diario IDEAL Artículo en la revista Foco Sur Para comprar “Palabras efímeras

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada